ComunicAr Deportes

La pasión se vive y se lee

La FIFA falló a favor de Ecuador y jugará el mundial de Qatar 2022

El ente regulador del fútbol internacional desestimó el reclamo de Chile y confirmó que la selección de Gustavo Alfaro jugará la Copa del Mundo.

La FIFA se hizo esperar hasta este viernes para dar su veredicto ante el reclamo de Chile por la presunta mala inclusión del futbolista Byron Castillo por parte de Ecuador. ¿Qué había en disputa? Una plaza para el Mundial de Qatar 2022, nada menos. La decisión final fue tajante: la FIFA “desestimó” el pedido de Chile y todo seguirá tal como estaba estipulado: Ecuador jugará la Copa del Mundo.

La nota oficial, que lleva la firma de Anin Yeboah, vicepresidente de la Comisión Disciplinaria de la FIFA, dice concretamentente que el organismo “desestima todos los cargos en contra de la Federación Ecuatoriana de Fútbol”.

Qué dice el comunicado de la FIFA

Decisión de la Comisión Disciplinaria:

1. La Comisión Disciplinaria de la FIFA desestima todos los cargos en contra de la Federación Ecuatoriana de Fútbol.

2El procedimiento disciplinario iniciado en contra de la Federación Ecuatoriana de Fútbol se declara cerrado mediante la presente.

En principio, los órganos judiciales de la FIFA emitirán su veredicto y se lo notificarán a las partes sin incluir la fundamentación del mismo.

Cualquier petición para recibir dicha fundamentación deberá ser enviada por escrito a la secretaria de la Comisión de Disciplinaria de la FIFA dentro de los diez días siguientes tras la recepción de esta notificación.

En su defecto, la decisión se considerará firme y vinculante y se asumirá que la parte ha renunciado a su derecho de apelar (art. 51 del Código Disciplinario de la FIFA).

Ecuador hará su presentación en el Mundial Qatar 2022 ante Qatar, el anfitrión, el lunes 21 de noviembre, desde las 13 (hora de la Argentina). Además de a Qatar, el combinado que conduce Alfaro enfrentará a Senegal y Países Bajos. Nada simple para los ecuatorianos, que tendrán que competir con el dueño de casa, el campeón de África y un seleccionado de peso europeo. Pero tampoco imposible: tienen un buen equipo como para afrontar lo que viene.

About The Author